Todo lo que debes saber sobre el Baby Led Weaning

0
903
Todo lo que debes saber sobre el Baby Led Weaning

Ayuda en su autonomía, contribuye en el desarrollo de sus capacidades motoras, establece hábitos saludables… Sí, estos son algunos de los beneficios de la alimentación autorregulada por el propio bebé. Te contamos esto y mucho más del Baby Led Weaning en este post ¡Sigue leyendo!

Este método de alimentación complementaria parece que ha venido para quedarse. Cada vez son más los padres que se animan a recurrir a esta técnica en la que es el propio bebé el que se lleva a la boca (con las manos, nada de cucharas) los alimentos que el se suministra.

Baby Led Weaning: dudas más frecuentes

Lo primero de todo es saber cuando nuestro peque está preparado para empezar con la alimentación complementaria ¿Verdad? Normalmente es a los seis meses de edad, aunque nuestra recomendación siempre va a ser que lo consultéis con vuestro pediatra.

A partir de ese momento, los nutrientes de la leche que le aporta al bebé del pecho o biberón no son suficientes para su crecimiento. Es ahí cuando entra en juego la alimentación complementaria y el Baby Led Weaning.

Y ahora, la pregunta del millón: ¿Y si se atraganta? Que nuestro bebé coma alimentos enteros (verdura o carne/pescado hervidos) él solito no quiere decir que nosotros nos desentendamos y lo dejemos campar a sus anchas durante la comida o la cena. Tendremos que estar pendientes de lo que se lleva a la boca y de que mastica correctamente.

Para ello, deberemos evitar determinados alimentos que son difíciles de digerir, masticar o aplastar con la lengua y el paladar, para niños tan pequeños, como por ejemplo verduras crudas (zanahorias), frutos secos, frutas (cerezas, uvas, manzanas), salchichas, alimentos duros como los caramelos…

Beneficios 

Muchos son los beneficios de este método de alimentación complementaria, como el ahorro del tiempo para los padres o el establecimiento de hábitos saludables. Y además:

  • Autonomía: comiendo él solo conseguiremos que tenga una mayor autonomía y desarrollo de su coordinación ojos-mano-boca.
  • Desaparece el reflejo de extensión: suele ocurrir alrededor de los seis meses. Es aquel que aparece cuando intentamos meter un alimento sólido o incluso el chupete a nuestro bebé, y este, por miedo a atragantarse, lo expulsa rápidamente.
  • Estimula sus sentidos: como él es quien se lleva los alimentos a la boca con sus manos, el Baby Led Weaning le permite conocer diferentes texturas, olores y sabores.
  • Desarrollo de la musculatura: este método obliga al bebé a masticar, morder, mover con la lengua… Con lo que conseguiremos que la musculatura facial se ejercite.
  • Sacia su apetito: les damos autonomía para que decida cuando está saciado y cuando tiene hambre.

Y vosotros… ¿Habéis probado ya este método en vuestro bebé? ¿Necesitáis ayuda al respecto? Escríbenos y te asesoraremos en técnicas de alimentación complementaria.

¡Bajamos los precios a las mascarillas! Queremos seguir cuidando de ti, por ello, hemos creado en nuestra web, una selección con mascarillas homologadas de tela, quirúrgicas, FFP2 y FFP3, tanto para los más pequeños y adultos, con hasta el 60% de dto. Para más info, haz clic.

mascarillas-quirurgicas-ffp2-ffp3

Artículo anteriorCuida tus defensas con la línea Aromaforce de Pranarom
Artículo siguientePlan detox para después de Navidad
Mercedes Sanz
Mercedes Sanz es una farmacéutica titulada, especializada en nutrición y dietética que comenzó su trayectoria profesional en el año 2017, una vez finalizó sus estudios en farmacia en la Universidad Alfonso X El Sabio (Madrid). Desde entonces, ha trabajado como formadora en Laboratorios Viñas y en diferentes farmacias físicas. Actividad que desarrolla actualmente en la Farmacia i+ Campos Garrido y en Farmaciasdirect, donde presta asesoramiento farmacéutico de forma online y ofrece contenido divulgativo de la salud en RRSS.